Si hay algo que nos encanta de las Islas Canarias, en concreto, de la isla de Tenerife, es sin duda la cantidad de lugares preciosos de los que disponemos para celebrar nuestros eventos.

 

Uno de los últimos realizados, la peculiar boda de Alejandra y Adrián, ha sabido aprovechar al máximo todas las ventajas de la isla decidiendo celebrarla nada más y nada menos que en el pico más alto de España: El Teide.

El ambiente estaba cargado de amor, risas y alguna que otra lágrima de felicidad.

¿La temática de esta? La famosa serie “Juego de Tronos”. Por eso, el paisaje  por el que estaba rodeada era el entorno perfecto para llevar a cabo la celebración.

En Dulce Compañía ya es la segunda vez que tenemos la suerte de organizar una boda en el Parador de las Cañadas del Teide y hemos que decir que nos encanta.

Y a ti, ¿qué te parece?